Efectivos de la Policía de la Ciudad que se encontraban realizando tareas de despliegue territorial sobre la calle Crámer al 300, en el barrio de Colegiales, detuvieron a una Renault Captu en la que circulaban dos personas.

En el preciso  momento en que los oficiales frenaron al rodado, unos de los hombres arrojó en un cantero un envoltorio explicando que él solo era el comprador.

Tras la requisa realizada, con la presencia de dos testigos, al vendedor se le encontraron 9200 pesos, dos celulares, un envoltorio de cocaína, un bolso con una balanza de precisión, una tijera, tarjetas magnéticas, papeles para el fraccionamiento de sustancias y un envoltorio con marihuana.

Intervino la doctora Robledo como fiscal a cargo del caso y ordenó la detención del dealer, quien ya había estado 14 años en prisión, por infracción a la Ley 23.737 y violación del artículo 205 del aislamiento obligatorio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.