En este contexto de cuarentena, quienes no tienen un techo donde resguardarse nos necesitan más que nunca. Desde Colegiales Solidaria  y Recocolegiales están juntando alimentos no perecederos para las recorridas nocturnas en los barrios de Colegiales y Belgrano.

Se puede colaborar donando yerba, polenta, harina, puré de tomate, arroz, fideos, leche larga vida, enlatados, sal, azúcar, etc.

Los puntos de colecta están ubicados en:

– Av. Elcano 3446: los miércoles y sábados de 16 a 18 horas.
– Av. Federico Lacroze 2849: de lunes a viernes de 11 a 17 horas.

Los que no tengan la posibilidad de acercarse hasta los puntos de colecta, se pueden comunicar por WhatsApp con Maxi al 11-6539-1601 o con Anto al 11-3599-6924

Con muy poco, se puede cambiarle el día a alguien.

Combatiendo el hambre

Colegiales Solidaria es una asociación civil sin fines de lucro creada el 14 de julio del 2000, al calor de la problemática planteada por el hambre y la desnutrición en aquellos años.

Con el fin de asistir a los chicos del barrio con carencias alimentarias, Colegiales Solidaria inauguró el Comedor Sopa de Letras para complementar la alimentación escolar. Cubrió a un centenar de niños y decenas de madres cada semana.

Para sostener el funcionamiento del comedor y ayudar a distintas entidades de bien público, llevó adelante “El Camionetazo” (jornadas en las que los vecinos aportaban donaciones de alimentos y ropas en mesas colocadas en distintas esquinas del barrio). Hubo un total 27 Camionetazos, recaudando 27 toneladas de donaciones entregadas a asociaciones civiles sin fines de lucro.

También creó el “Ropero Comunitario” que consistió en la recepción, clasificación y distribución de ropa de donaciones. Este proyecto llevó más de 5000 prendas a personas con bajos recursos.

Llevó adelante un servicio gratuito de asistencia escolar y copa de leche durante tres años, por el que todos los días desde julio del 2001 un equipo voluntario de docentes y de tareas operativas asistió a más de 80 chicos.

En el 2000, con otras instituciones barriales, conformó la Red Solidaria Colegiales-Belgrano-Palermo. Entre otras obras, se realizó la compra de extinguidores de alta tecnología para el Hospital Pirovano.

Hoy reabrieron la institución para recrear tareas, programas y lazos solidarios. También para consolidar vínculos solidarios que son el puente entre la carencia y el deseo de ayudar.

Desde Colegiales Solidaria quieren enfatizar, pensar y ayudar a combatir el hambre y la desnutrición en nuestro país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.