El 20 de de febrero del año 2011, una intensa lluvia provocó serios anegamientos en varios barrios de la ciudad de Buenos Aires. Belgrano fue uno de los afectados. En Olazábal y Superí, se podían ver autos superpuestos que la corriente de agua los arrastró y vecinos intentando desagotar el baúl de sus vehículos. En Blanco Encalada los coches pasaban flotando.

Por Núñez, en las zonas cercanas a las vías, se inundaron casas, departamentos y los coches se llenaron de agua. Lo mismo sucedió en Grecia entre Manuela Pedraza y Crisólogo Larralde. Los pluviales no pudieron drenar por la acumulación de elementos y los canales abiertos se convirtieron en piletas en poco tiempo. En la Avenida Cabildo había una gran cantidad de agua acumulada que cayó en poco tiempo.

En Las Cañitas, el Boulevard Chenaut quedó totalmente tapado por el agua. Parecía un río, donde las bolsas de basura pasaban flotando. Los autos estacionados se mojaron en su interior. El agua entró en las casas y edificios.

Un año después, el 01 de Febrero de 2012, la historia volvió a repetirse. Cerca de las 18.30 horas empezó a llover intensamente y en cuestión de 20 minutos el agua subió. Por momentos, las precipitaciones alcanzaron el equivalente a 100 mm por hora, aunque en promedio llovió 50 mm/h. Hubo anegamientos en varias calles. En Blanco Encalada, frente al Museo Yrurtia, nuevamente se vieron autos flotando. Los comercios cercanos a la intersección con Cabildo estaban inundados y los colectivos que pasaban por allí, hacían que se formara una ola que empeoraba la situación. Los vecinos de Núñez manifestaron haber tenido serios inconvenientes con el agua en Campos Salles y Libertador.

Un recuerdo pasado, cuando las calles parecían ríos, los autos botes y la angustia se veía reflejada en la cara de aquellos vecinos que habían sido invadidos por el agua. Ojalá en el futuro no tengamos que volver a contar “historias de inundados”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.