El 21 de septiembre, el barrio de Colegiales cumple 158 años. Su pasado se encuentra vinculado casi totalmente con el de su vecino Chacarita, habiendo formado parte de lo que fuera la célebre “Chacarita de los Colegiales”.

Un poco de historia

Entre 1608 y 1746 los jesuitas construyeron un complejo con caserones, capilla y camposanto, que se conoció como “la Chacarita de los Jesuitas” (más o menos dentro del actual Cementerio de la Chacarita). En 1767 esas tierras pasaron a manos de la Junta de Temporalidades y sus instalaciones se convirtieron en casa de descanso de los alumnos del futuro Colegio Nacional de Buenos Aires. Por ese motivo, el predio pasó a ser conocido como la “Chacarita de los Colegiales”.  Hasta 1908 la avenida Federico Lacroze llevó el nombre de Colegiales en recuerdo de la antigua “Chacarita”. Diez años antes, la misma denominación le había sido impuesta a una estación del Ferrocarril que iba de Buenos Aires a Rosario (actual Mitre, ramal José León Suárez). Su entorno estaba ocupado básicamente por quintas de verduras, hornos de ladrillos y tambos lecheros. En 1930 se instaló el Mercado Concentrador Municipal Dorrego, lugar en el que los quinteros de la zona llevaban sus productos.

Un club que ya no está

En 1955, el club Fénix consiguió la cesión a título precario del predio delimitado aproximadamente por las calles Matienzo, Conde, Concepción Arenal y Zapiola en los terrenos pertenecientes a una antigua playa de maniobras del Ferrocarril. Se tardó un año en rellenar el terreno para luego plantar panes de césped en el campo de juego. Luego se construyeron los vestuarios, un buffet, una sede social, dos cuerpos de tribuna de madera unidas por una cabina de transmisión, y detrás de la cabecera se hizo una tribuna de seis escalones de cemento. Más tarde se habilitaron dos canchas de bochas, un parque con juegos para niños y una pista de cemento. En 1973 con el retorno de la Democracia se comenzó a gestionar la cesión definitiva de los terrenos. Con el regreso de un nuevo gobierno militar, empezaron años complicados para Fénix. El Brigadier Cacciatore tenía otros proyectos para estos terrenos. Desalojaron la villa de emergencia circundante, la número 30, una de las más grandes de la ciudad que se había establecido en la década del 60. Sin importarles antecedentes, mejoras y tantos años de trabajo, intimaron al club para que en un plazo de quince días desaloje los terrenos, con la amenaza de pasar por encima con la topadora. Para fines de la década del 70, la villa fue erradica y Fénix perdió su cancha.

El subte llegó al barrio

El 31 de mayo de 1997 con la presencia de Fernando de la Rúa (era el Jefe de Gobierno Porteño desde el 7 de agosto de 1996) se inauguró la estación Olleros del subte D, ubicada en el límite entre los barrios de Palermo y Colegiales.

Recorriendo el barrio, estos son algunos de los lugares que se pueden encontrar:

– El Club Deportivo y Social Colegiales fue fundado en 1927 por un grupo de vecinos preocupados por la vida social del barrio. Su sede está ubicada en Teodoro García 2860.

– La Parroquia San Pablo Apóstol (Álvarez Thomas 795), es una iglesia de estilo neo-románico lombardo,  diseñada por el arquitecto Carlos Massa.

– El puente vehicular y peatonal “Concejal Dr. Pedro Bustos” fue inaugurado en 1994. Atraviesa las vías del tren por la calle Jorge Newbery.

– El Canal 9 de la televisión abierta se mudó de su histórico edificio en la calle Gelly a su actual ubicación en Conde y Dorrego a fines de la década del 90.

– El Mercado de Pulgas abrió sus puertas en 1988 en la esquina de Niceto Vega y Dorrego. Funcionó durante 18 años consecutivos hasta diciembre de 2005, cuando se mudó a Dorrego y Álvarez Thomas.

Espacios verdes

La Plaza Juan José Paso (Moldes entre Zabala y Virrey Olaguer y Feliú) es la más antigua del barrio, data de 1959. La Plaza de los Colegiales (Tte. Benjamín Matienzo entre Freire y Crámer) fue creada en 1979 tras la erradicación de la Villa 30. La Plaza San Miguel de Garicoits (Av. Álvarez Thomas, Virrey Arredondo, Delgado y Virrey Loreto) se habilitó en 1981 donde antes funcionaba la estación de tranvías “Álvarez Thomas” de la Compañía Anglo-Argentina. La Plaza Mafalda (Concepción Arenal, Conde, Santos Dumont y Gral. Enrique Martínez) fue creada en 1995 y lleva el nombre del mítico personaje de Quino. La Plazoleta Portugal está ubicada en Crámer entre Virrey del Pino y Virrey Avilés. La Plaza Clemente (Concepción Arenal, Dorrego, Conde y Enrique Martínez) fue inaugurada en julio del año 2019. Con una superficie de 8000 mt2, recrea en su forma a la huella del célebre personaje ilustrado por Caloi.

2 comentarios en «Colegiales: un barrio con 158 años de historia»
  1. Que buen resumen que ayuda a entender la Historia ….Sacarle a una avenida emblemática del barrio el nombre de los Colegiales es opacar el sentido del espíritu juvenil de ese barrio que conocí de muy pequeña cunado visitábamos nuestros tíos que vivían en Palpa 3050 ..parece que solo se reparo en la historia dándole predios valiosos a la UCA es hora que el Gobierno de la Ciudad respete la voluntad de los vecinos y preserve TODOS LOS ESPACIOS VERDES #No a las Torres Si al Parque

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.