Un día como hoy pero hace dos años, el 29 de noviembre de 2019, unos delincuentes ingresaron al estacionamiento de un edificio ubicado en Soldado de la Independencia y Zabala obligando al dueño de unos de los departamentos a subir a su vivienda. En ese domicilio se encontraba la hija del legislador Daniel Presti junto a una amiga.

Los malvivientes se llevaron dinero, seis teléfonos celulares, una notebook, un reloj y dos anillos de oro, pero al intentar huir en una 4×4, fueron interceptados por efectivos de la Comisaría Vecinal 13 A que llegaron al lugar alertados por el llamado de un vecino al 911. En ese momento se produjo un tiroteo (se contabilizaron un total de 16 disparos) y los delincuentes lograron escapar.

La camioneta fue abandonada en Villa Urquiza, y aparentemente desde allí los asaltantes se subieron a un taxi que los llevó hasta el Hospital Penna. Allí, ambos aseguraron haber sido heridos por un desconocido que quiso asaltarlos, pero a través de las cámaras de seguridad se pudo confirmar que se trataba de los sospechosos, dos hermanos de 24 y 28 años (uno de ellos tenía una balazo en la pierna).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.