La primera celebración del día del padre en nuestro país fue el 24 de agosto de 1958 en honor al general José de San Martín, considerado el Padre de la Patria, ya que ese día pero de 1816 se convirtió en padre de Mercedes.

En la década del 60 se desplazó la jornada al tercer domingo de junio cuando Argentina se sumó a una celebración estadounidense que se remonta a junio de 1909, cuando Sonora Smart Dodd impulsó un homenaje a su padre, William Smart, un granjero y veterano de la guerra civil cuya esposa murió durante el parto de su sexto hijo, por lo que se vio obligado a criarlos solo. En 1924, el presidente estadounidense Calvin Coolidge reconoció la celebración del Día del Padre y recomendó que todos los estados hicieran lo mismo. En 1966, el presidente Lyndon Johnson firmó una resolución que estableció como fecha conmemorativa el tercer domingo de junio, y Argentina decidió adoptar el mismo día para homenajear a los padres.

El padre más famoso de la TV es bien de Belgrano

El padre más famoso de la televisión Argentina, Arturo Puig, nació el 17 de noviembre de 1944 y se crió en Belgrano, el barrio donde continua viviendo. Arturo creció muy cerca de Av. Del Libertador y La Pampa, cuando era empedrada y se llamaba Blandengues. La zona estaba llena de caballerizas y Arturo solía ver a los caballos de carrera que pasaban con unas preciosas mantas. Por las tardes jugaba a la pelota paleta y al tenis con sus amigos en el Club Harrods Gath & Chaves. Solía ir con su madre a ver películas continuadas en el cine General Paz y en el Savoy, mientras ya soñaba con ser actor. Iba al colegio con los chicos de la villa que se extendía desde Migueletes hasta Figueroa Alcorta.

Cuando alguna vez le consultaron a Puig sobre el bajo Belgrano dijo: “Los sonidos del barrio cambiaron mucho, pero aquellos del pasado nunca se olvidan y representan todo el afecto y el cariño”.

“Grande, Pa”, la comedia más vista en la TV argentina, se emitió durante cuatro temporadas por Telefe entre 1991 y 1994. Arturo interpretaba a un hombre viudo que tenía hacerse cargo en soledad de “las chancles” (sus tres hijas). Puig reveló que el argumento estaba inspirado en su vida cuando se estaba separando de su primera esposa y aprovechaba los pocos ratos libres para salir volando a buscar a sus hijos a la escuela.

El “Grande Pa” del Bajo Belgrano puede ser unos de los papás más famosos del barrio, pero a diario transitan por nuestras calles otros padres no tan conocidos que van apurados para ir a buscar a sus hijos a la escuela y siempre están con ellos, ayudándolos a crecer por el camino del bien.

¡Feliz día del Padre!

La última edición del diario Mi Belgrano  con información de los barrios de Belgrano, Colegiales y Núñez, la podés leer en forma gratuita haciendo un clic aquí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.